En el seminario del pasado jueves, estuvimos trabajando sintéticamente la evaluación. Para los que no hemos dado la optativa, el seminario ha sido una valiosa oportunidad para hacernos conscientes de las no pocas contradicciones que rodean los procesos evaluativos.
La reflexión en clase sobre los criterios evaluativos pivotó entre los tres vértices del triángulo pedagógico que relaciona contenidos, objetivos y evaluación en un mismo procedimiento, todo ello enmarcado como siempre en la perspectiva discursiva de la lengua. Se insitió en la fijación de los criterios de evaluación a partir de una “traducción” de los objetivos de aprendizaje. Además, el enfoque propuesto integraba la evaluación del producto final y la del proceso de producción en la evaluación formativa del proceso de aprendizaje.
De la definición inicial propuesta, la evaluación como “recogida sistemática de información para la toma de decisiones”, la reflexión de E. Atienza fue derivando hacia la constatación de la necesidad de un cambio de paradigma: del control del profesor sobre el alumno, al control del propio alumno de su proceso de aprendizaje. El papel del profesor, entonces, consistiría en “hacer consciente al alumno de cuál es su grado de aprendizaje y en qué necesita mejorar”.

Desde esta perspectiva, parece que la evaluación tiende a perder su consistencia, dada su incapacidad para controlar las dinámicas del aprendizaje. Así, la evaluación parece disolverse en el mismo proceso de enseñanza:

Teachers do not control their students’ learning. Teaching does not cause learning; learners make their own paths. This does not mean that teaching does not influence learning, far from it; teaching and teacher-learner interaction construct and constrain the learning affordances of the classroom. What a teacher can do is manage and serve her or his students’ learning in a way that is consonant with their learning processes (Larsen-Freeman & Cameron, 2008).

También es interesante observar que algunos de los compañeros que habían dado la optativa manifestaron haber aprendido más significativamente sobre evaluación en el seminario de Encarna que en toda la asignatura pertinente.

Algo más sobre (la crisis de la) evaluación:
http://www.nodosele.com/blog/category/evaluacion/
http://laimposturadelaevaluacion.wordpress.com/textos-on-line/

Anuncios